En una emisión en el canal de radio oficial de ISIS, un locutor dijo que dos de los soldados al Khilafa atacaron un evento en la ciudad de Garland, en Texas, en el que se realizaba un concurso de caricaturas del profeta Mahoma.

ISIS se refiere a sus combatientes como al Khilafa.

Los dos hombres fueron identificados por las autoridades estadounidenses como Elton Simpson y Nadir Soofi.

Durante el fin de semana Simpson y Soofi abrieron fuego fuera de un centro cultural en un suburbio de Dallas, en el que se llevaba a cabo un concurso de caricaturas del profeta Mahoma, pero fueron abatidos a tiros por la policía, informaron las autoridades.

En la emisión, el locutor se refirió a Simpson y a Soofi como “soldados” y “hermanos”.

El anuncio de ISIS terminó con esta advertencia:

“LEs decimos a los defensores de la cruz, los Estados Unidos, que los ataques futuros serán más duros y peores. Los soldados del Estado Islámico -así se hace llamar ISIS- les causarán daño con la gracia de Dios. El futuro está a la vuelta de la esquina”.

Justo antes del ataque, Simpson envió un tuit en el que se vinculaba a sí mismo con ISIS y usó el hashtag #Texasattack. La cuenta fue suspendida.

“Que Dios nos acepte como muyahidines”, decía el tuit, y agregó que él y su compañero atacante habían prometido lealtad a “Amirul Mu’minin” (el líder de los fieles), una descripción que según el analista de CNN sobre terrorismo, Paul Cruickshank, probablemente se refería al líder de ISIS, Abu Bakr al Baghdadi.

Los funcionarios federales estaban investigando qué tan involucrados estaban ambos atacantes con ISIS o si fueron inspirados o dirigidos por dicho grupo terrorista que opera en Siria e Iraq.