.

Un virus respiratorio está enviando a cientos de niños a los hospitales de Missouri y posiblemente en todo el Medio Oeste de Estados Unidos y más allá, según las autoridades.
El número inusualmente alto de hospitalizaciones reportadas ahora podría ser “solo la punta del iceberg en términos de casos severos”, dijo Mark Pallansch, un virólogo y director de la División de Enfermedades Virales de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades.

“En este momento lo estamos estudiando”, le dijo a CNN el domingo. “Aún no tenemos todas las respuestas”.
Diez estados han contactado a los CDC para que los ayude a investigar los grupos de enterovirus: Colorado, Carolina del Norte, Georgia, Ohio, Iowa, Illinois, Missouri, Kansas, Oklahoma y Kentucky.
Los enterovirus, los cuales causan síntomas parecidos a los de un resfriado muy intenso, no son poco comunes. En realidad, son comunes. Cuando tienes un fuerte resfriado de verano, a menudo lo que tienes es un enterovirus, dijo. La temporada con frecuencia alcanza su punto máximo en septiembre.

La situación inusual en este momento es que ha habido muchos casos que requieren hospitalización.
El virus ha enviado a más de 30 niños al día al hospital en una ciudad de Kansas, Missouri, donde alrededor del 15% de los chicos fueron ingresados a cuidados intensivos, dijeron las autoridades.
Ante un indicio de una posible epidemia regional, Colorado, Illinois y Ohio están reportando casos con síntomas similares y están a la espera de resultados de las pruebas, de acuerdo con funcionarios y afiliadas a CNN en esos estados.

En Kansas City, alrededor de 475 niños fueron tratados recientemente en el Children’s Mercy Hospital, y al menos 60 de ellos recibieron hospitalización intensiva, dijo el portavoz Jake Jacobson.
“Es peor en cuanto al alcance de los niños en estado crítico que requieren cuidados intensivos. Yo diría que es algo sin precedentes. He ejercido la pediatría desde hace 30 años y nunca he visto algo como esto”, dijo la doctora Mary Anne Jackson, directora de división de enfermedades infecciosas del hospital.

“Hemos tenido que movilizar a otros proveedores, médicos y enfermeras. Es una situación bastante seria”, dijo.
El hospital de Kansas City trata al 90% de los niños enfermos de esa área. Miembros del personal observaron un pico inicial el 15 de agosto, dijo Jackson.
“Podría haber surgido justo después del inicio de clases. Nuestros alumnos inician clases alrededor del 17 de agosto y creo que estalló en ese punto”, dijo Jackson Al parecer nuestro pico tuvo lugar entre el 21 y el 30 de agosto. En este momento hemos observado que los casos se han nivelado un poco”.
No hay vacuna para el virus

Este tipo particular de enterovirus, EV-D68, es poco común pero no es nuevo. Fue identificado en la década de 1960 y desde entonces se han reportado menos de 100 casos. Pero es posible, dijo Pallansch, que la cantidad de informes relativamente baja se deba a que es difícil de identificar al EV-D68.

El año pasado se observó EV-D68 en Estados Unidos y este año en diversas partes del mundo. A lo largo de los años, se ha informado sobre grupos en Georgia, Pensilvania, Arizona y en varios países, entre ellos Filipinas, Japón y los Países Bajos.

Un análisis realizado por los CDC mostró que al menos 30 de los niños de Kansas City dieron positivo para el EV-D68, según el Departamento de Salud y Servicios para Personas Mayores de Missouri.
Actualmente no se cuenta con disponibilidad de vacunas para el EV-D68, y no hay un tratamiento específico para las infecciones, dijo la agencia de Missouri.
“Muchas de las infecciones serán leves y autolimitadas, las cuales requieren solamente un tratamiento sintomático”, decía. “Algunas personas que presentan varias enfermedades respiratorias causadas por el EV-D68 podrían necesitar ser hospitalizadas y recibir terapia de apoyo intensiva”.

Algunos casos del virus podrían ser causa de muerte, pero ninguno de los casos de Missouri llevaron a la muerte, y no se cuenta con datos sobre la morbilidad y la mortalidad global a causa del virus en Estados Unidos, dijo la agencia.
Los síntomas incluyen tos, dificultad para respirar y erupciones cutáneas. A veces pueden estar acompañados de fiebre o respiración sibilante.
Jackson dijo que los médicos en otros estados del Medio Oeste reportaron casos con síntomas similares.

“El alcance total aún no se conoce, pero parece que es en el Medio Oeste. En nuestra comunidad, no se está llevando a cabo el lavado de manos meticuloso. Es simplemente la naturaleza de los niños”, dijo Jackson.
“Lo peor que he visto”

En Denver también se ha observado un aumento de enfermedades respiratorias que se asemejan al virus, y los hospitales han enviado muestras al laboratorio para confirmar si es el mismo virus, dijo KUSA, filial de CNN.
Desde el 18 de agosto, más de 900 niños han ido a los lugares de emergencia y cuidado urgente del Children’s Hospital Colorado para recibir tratamiento para enfermedades respiratorias graves, entre ellas enterovirus e infecciones virales, dijo la portavoz del hospital, Melissa Vizcarra. De ellos, 86 han estado lo suficientemente enfermos como para ser ingresados a las instalaciones del Aurora.
En el Rocky Mountain Hospital for Children había cinco niños en cuidados intensivos y 20 más en la unidad de pediatría, dijo KUSA la semana pasada.

“Esto es lo peor que he visto durante el tiempo que he estado en el Rocky Mountain Hospital for Children”, le dijo el Dr. Raju Meyeppan a la filial. “Vamos a estar muy ocupados en el invierno en esta institución y en los hospitales de Denver”.

Will Cornejo, de 13 años, se encontraba entre los niños en cuidados intensivos del Rocky Mountain Hospital for Children, luego de enfermarse de resfriado el fin de semana pasado y luego se despertó la noche del martes con un ataque de asma que no pudo ser controlado con su medicamento albuterol. Su madre, Jennifer, llamó al 911 cuando la respiración de su hijo se volvió poco profunda, y su hijo fue trasladado vía aérea al hospital de Denver, le dijo a KUSA.
Su hijo fue intubado durante 24 horas.

“Fue algo que nunca habíamos visto antes”, le dijo Jennifer Cornejo a KUSA. “Él no respondía. Estaba recostado en el sofá. No podía hablar conmigo. Se estaba poniendo blanco, y sus labios se tornaron azules”.
“Nos está costando creer que esto realmente sucedió”, agregó. “Estamos mucho mejor ahora porque está respirando por sí mismo. Estamos en recuperación”.
Restricción de visitas de niños a los pacientes

El fin de semana pasado, en el Hospital Nacional de Niños del este de Columbus, Ohio, se observó un aumento del 20% de pacientes con enfermedades respiratorias, y el Dr. Dennis Cunningham dijo que se están examinando las muestras de los pacientes para determinar si el EV-D68 está detrás del aumento brusco, informó WTTE, afiliada de CNN.

En otra parte, el Hannibal Regional Hospital en Hannibal, Missouri, informó sobre “la reciente epidemia de infecciones por enterovirus en Missouri e Illinois”, indicó la institución esta semana en su página de Facebook.
El Blessing Hospital en Quincy, Illinois, observó más 70 niños con problemas respiratorios el fin de semana pasado y siete de ellos fueron ingresados, informó WGEM, afiliado de CNN. El Dr. Robert Merrick de dicho hospital cree que el mismo virus que afectó a Kansas City está causando el brote de enfermedades atendidas en los hospitales de Quincy y Hannibal, por lo que ambos restringieron las visitas de los niños a los pacientes, dijo la afiliada.
“Estamos principalmente preocupados porque lo transmitan a un paciente vulnerable. No creemos que el hospital sea más peligroso que cualquier otra persona en este momento”, le dijo Merrick a WGEM.
El Blessing Hospital está trabajando con las autoridades de salud de Illinois para identificar el virus, dijo el hospital en un comunicado.

Si bien hay más de 100 tipos de enterovirus que causan hasta 15 millones infecciones en Estados Unidos cada año, las infecciones por EV-D68 se producen con menor frecuencia, dijo la agencia de salud de Missouri. Al igual que otros enterovirus, la enfermedad respiratoria parece propagarse mediante el contacto cercano con personas infectadas, dijo la agencia.

“A diferencia de la mayoría de enterovirus que causan una enfermedad clínica que presenta una enfermedad leve del tracto respiratorio superior, una enfermedad eruptiva febril o una enfermedad neurológica (como meningitis aséptica y encefalitis), el EV-D68 ha sido vinculado casi exclusivamente con las enfermedades respiratorias”, dijo la agencia.

Los grupos del virus han afectado a Asia, Europa y los Estados Unidos del 2008 al 2010, y la infección causó enfermedades relativamente leves a enfermedades graves, que requirieron algunos cuidados intensivos y asistencia respiratoria mecánica, dijo la agencia de salud.

Para reducir el riesgo de infección, las personas deben lavarse las manos a menudo con agua y jabón durante 20 segundos, especialmente después de cambiar pañales; evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca con las manos sin lavar;
besar, abrazar y compartir vasos o utensilios con personas enfermas; desinfectar superficies que se tocan con frecuencia, tales como juguetes y pomos de las puertas; y quedarse en casa cuando se sienten enfermos, dijo la
agencia de Missouri.